31.000 VISITAS, SI TIENES ALGO QUE PUEDAS APORTAR, PONTE EN CONTACTO CON NOSOTROS cunitmar@gmail.com

Manuel Campo Tolosana 1925 - 2010

Un compromiso con la lucha vecinal

Nació en 1925 en Camporrells un pequeño municipio de laprovincia de Huesca, lindando con Lleida.
Trabajo desde los 14 años en la harinera que tenía su padre en el pueblo de Camporrells. Su compromiso con los vecinos , le llevaron a ser alcalde de este pueblo aragonés durante siete años, Manuel Campo, sin recursos, desde esta alcaldia trabajó para acoger la oleada inmigratoria que llegaba desde Andalucía a trabajar en la construcción de las presas hidroeléctricas y llegó a enfrentarse a un despiadado ingeniero alemán, Kraus, un autentico nazi,  por el trato vejatorio que infligía a los trabajadores.

La situación económica de las zonas rurales y el auge de la industria en las grandes ciudades, además de la necesidad de buscar un futuro para sus hijos, le hacen emigrar a Barcelona para situarse y preparar la llegada del resto de la familia. Un año más tarde, un 19 de marzo de 1960 llegan a Almeda (Cornellà) su mujer Mª Teresa Vidal, y sus cuatro hijos, Manuel, Luis, Mª Teresa y Anabel, para ocupar uno de los 140 pisos, que el Ministerio de la Vivienda había construido en el barrio. Pronto el barrio le mostraría las precariedades que tenia, junto con sus vecinos, vería y sufriría dos riadas en 1962 y 1971, que vinieron a agravar las ya difíciles condiciones de Almeda.

-Aquí nuestros hijos fueron creciendo, contaba Manuel Campo Tolosana, en el libro (Almeda Temps de Lluita i de Progrés), uniéndose con todos los demás para reivindicar un bienestar mejor y un barrio más habitable para los vecinos.
Efectivamente la familia Campo, siempre ha sido una familia comprometida, con todas las luchas, que se llevaban en el barrio en esos años, desde la responsabilidad política en la clandestinidad, o desde sus entidades asociativas, utilizando cualquier medio que sirviese para mejorar las condiciones de vida.

Almeda, un barrio tercermundista
-Todo aquello fue un toque de atención, despertó muchas conciencias que teníamos aletargadas y nos lanzo a la lucha contra la pasividad del Ayuntamiento, teníamos una gran confianza entre todos y la decisión unánime de defender el barrio. Fueron años duros pero bonitos. Era ir subiendo poco a poco peldaños básicos de una escalera muy larga.

Manuel Campo, participa en la creación de un Grupo Cívico en 1970 junto, a Reinhold Schmoll, Jordi Salesa, José Ballesteros, Jordi Santfeliu, entre otros, grupo integrado dentro del Centro Social Almeda, única entidad asociativa del barrio, desde el que se impulsaba todo tipo de acciones para pedir soluciones a los problemas del barrio.
Una de las primeras actividades del grupo fue el estudio de todas las deficiencias del barrio.

-Revisamos palmo a palmo todo el barrio; presentamos un informe sobre las situaciones planteadas al Ayuntamiento y fuimos insistiendo y consiguiendo soluciones: arreglos de las calles, el autobús para desplazarnos al Centro – Ciudad satélite. Hicimos gestiones en Madrid sobre la “Bell-lloc Pozzali”, gestiones continuadas para cambiar la salida del cinturón (Plan Parcial), sanidad, FFCC, Etc.
Aquello fue para mí despertarme del gran letargo, por el quebranto económico que había sufrido y el peso de la responsabilidad conjuntamente con mi esposa de subir y educar a cuatro hijos.

Charlando con Jovenes del barrio
Ignasi Riera, comentaba en el libro Almeda Temps de Lluita i de Progrés:

-L'alcaldia honorária del barrí corresponia a la familia Campo Vidal. En aquells temps m'impressionaven molt la mare i el pare. Creo que el Campo pare va ser, a mes, la garantía d'aquella gent joveníssima que es movia pel mon de la política com si es tractes d'un joc que acabava d'inventar: amb gracia, amb ganes, amb humor, sense aires de tragedia i sense sentit transcendentalista del moment "historic".


Años después Manuel Campo y su esposa Mª Teresa se trasladan a Barcelona, sus hijos se quedarían ocupando el piso de Almeda, hasta finales de los 70.
-Cuando nos fuimos a Barcelona automáticamente conecte con los vecinos que estaban luchando por el barrio de Hostafrancs y juntamente con los de Sants y la Bordeta, seguimos luchando y consiguiendo unos barrios mejores.

Manuel Campo, se hace miembro de la Asociación de Vecinos de Hostafrancs de la que ha fue Presidente durante dos etapas la última desde 1990 hasta mediados de 1999.

En reconocimiento de esos años de lucha vecinal, el distrito de SantsMontjuïc lo propone en el año 2000, para recibir la Medalla de Honor de Barcelona.

Manuel Campo Tolosana, es un hombre de acción comprometido con la lucha vecinal, con un talante dialogante, y siempre capaz de reconocer los errores y tratar de corregirlos. Conocido especialmente por sus acciones a favor de la mejora de las condiciones de vida ciudadana, ha vinculado su nombre a la historia reciente de Hostafrancs, con el Plan Comarcal, el PERI, la lucha por la construcción del Parque de la España Industrial y la recuperación de las cocheras de Sants y el Casinet de Hostafrancs, como Centros Cívicos. También colaboró en la creación del Casal Artesà de Hostafrancs. El balance de su gestión traspasa el marco de cualquier asociación, dado que siempre procuró mantener muy buenas relaciones con el entorno asociativo, por tratarse de un referente en la conexión de las entidades del barrio.

Recibe la Medalla de Honor de Barcelona.
Por su generosa dedicación al barrio de Hostafranc s y su constante compromiso con la gente y haber constituido una aportación fundamental al movimiento vecinal de Sants Montjuïc.

Recientemente Manuel Campo, recibió junto a su familia, en el 50 aniversario de su llegada al barrio Almeda, el reconocimiento de sus antiguos vecinos.


Gracias a todos

Queridos amigos de Almeda, muchas gracias a todos por las muestras de cariño recibidas ayer junto a los antiguos colegios del barrio. Mis padres todavía se están recuperando del baño de simpatía y afecto que les regalasteis. Nunca había visto llorar a mi padre y ayer, poco más echa unas lagrimitas. Conseguisteis emocionarlo, y eso que siempre ha ido de hombre duro.
Luis Campo Vidal

Manuel Campo falleció el día 8 de octubre del 2010.

Manuel se ha ido como vivió: con gran generosidad Nos inculcó el sentido de familia y de honradez por encima de todo. Nos enseñó a ser demócratas en plena dictadura. Nos recordó siempre que debamos mirar por los nuestros pero también por los demás.

Aprenderemos con su ejemplo, su honestidad y su sentido del humor.

Andrés Sánchez Vega



Revista somos Litera
diciembre del 2010

Manuel Campo Tolosana; 

hasta siempre a un hombre de bien

Orgulloso de ser natural de Camporrells, y referencia de generosidad y honradez. Un hombre bueno que tuvo que emigrar a Cataluña, como tantos literanos, recién iniciada la década de los sesenta. Allí su vida continuó transitando caminos de compromiso y libertad con la sociedad del barrio de Almeda. "Debemos mirar por los nuestros, pero también por los demás";

Don Manuel Campo Tolosana miraba por todos 

De forma Imprevista, aunque desde el verano se aceleró su declive, nos dejó a principios de octubre Manuel Campo Tolosana, persona bien conocida en toda La Litera por haber trabajado durante años con su padre en la harinera de Camporrells, localidad en la que nació y de la que fué su alcalde entre 1956 y 1960.
En aquella fecha emigró a Barcelona con su esposa María Teresa Vidal y sus cuatro hijos Manuel, Luis. María Teresa y Anabel. Su esposa es hija de José Vidal natural de Azanuy que fue secretario de los Ayuntamientos de Camporrells. Baells. Baldellou y Altorricón. El mayor de sus hijos. Manuel Campo Vidal, es un conocido periodista, actual presidente de la Academía de la Televisión y persona muy vinculada a nuestra enmarca y a Camporrells donde participo en la recuperación del Ball dels Toixets.

En los años 50 desde el Ayuntamiento de Camporrells, junto con otros jóvenes concejales. Manuel Campo Tolosana trabajó para acoger la oleada inmigratoria que llegaba, sobre todo desde Andalucía, a trabajar en la construcción de La presa de Canelles en el rio Noguera Ribagorzana. Aquellos hombres movieron montañas sin maquinaria, se dejaron la salud y algunos la vida, y trajeron a sus famlias en unas condiciones muy precarias. En Canelles y en Camporrells fue memorable el enfrentamiento de algunos de aquellos trabajadores, especialmente de tos hermanos Vindel, mililtantes del Partido Comunista, con el Ingeniero alemán Khao, un hombre especialmente duro. En el documental "La cara oculta de los pantanos de Franco' emitido por TV-3, Canal Sur y otras televisiones en España. Manuel Campo narró que él mismo compró la pintura, contando con la confidencialidad de su amigo Matías Barrabés, dueño de una tienda en Camporrells, con la que los Vindel realizaron unas pintadas contra aquel ingeniero referidas a su pasado nazi, que terminó por marcharse de la presa.

En 1960, Manuel Campo y su familia se establecieron en el barrio Almeda de Cornellà, junto a Barcelona Trabajo como agente comercial de electrónica y se implicó en la lucha por conseguir unas mejores condiciones de vida en su barrio, afectado en dos ocasiones por las inundaciones del Llobregat. Diez años después, se trasladó a vivir a Barcelona, en el barrio de Hostafrancs y allí también destacó desde la Asociación de Vecinos en las movilizaciones por la recuperación de los terrenos de la España Industrial el antiguo Matadero, y otros equipamientos urbanos. Años después, se le reconoció su compromiso y su labor con la Medalla de Honor del Ayuntamiento de Barcelona que le impuso el alcalde, Joan Clos.

En un sencillo acto de despedida Celebrado en Barcelona el 9 de octubre del 2010, sus hijos leyeron un texto que finalizaba así: de todo. Nos ensañó a ser demócratas en plena dictadura. Nos recordó siempre quo debíamos mirar por los nuestros pero también por los demás. Dispuso en vida que a su muerte su cuerpo se entregara a la ciencia y así lo hemos hecho, cumpliendo su voluntad. Aprenderemos con su ejemplo, su honestidad, su compromiso, y también con su sentido del humor."

En los dos últimos años había dictado Intermitentemente sus memorias. Con ese testimonio sus hijos preparan la edición de un pequeño libro que contiene pasajes muy interesantes sobre cómo se vivió La Guerra Civil en la comarca de La Litera y años después, década de los sesenta la gran emigración de literanos a Cataluña.

http://issuu.com/slsomoslitera/docs/somos_litera_diciembre_2010